Blog

Aviso: El contenido de este blog puede herir la sensibilidad del usuario

Archive for septiembre, 2014

No unión de proceso ancóneo, retirada del proceso.

Siguiendo el hilo de la anterior entrada, vamos a seguir hablando de esta patología. Si bien el caso anterior la evolución para el paciente fue perfecta, ya que se salvó la articulación para el resto de la vida del animal, hay veces que no tenemos esa suerte. Ya que cuando se presenta el paciente en consulta, es demasiado tarde para intentar una fijación con un tornillo.
Si nos llega un paciente que ya no responde al tratamiento médico y tiene dolor y mucha cojera, como cirugía paliativa se puede extraer el proceso ancóneo para evitar dolor y molestias, y el paciente mejorará de forma temporal, y le aliviaremos el dolor. Os pongo algunas radiografías para ver algunos procesos con una no unión antigua, imposible de fijar:

ancóneonounido1

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

LUCA001 codo izdo 20 enero

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

En todos estos casos, la mejor opción, si el perro cojea, es la retirada del fragmento. Comentar también, que el pronóstico y el resultado será mejor cuanto más joven sea el animal al que se lo hagamos.

Para la cirugía, se realiza un abordaje lateral al codo, incidiendo el músculo ancóneo hasta que podamos visualizar el fragmento.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Una vez visualizado, hay que movilizar el fragmento, ya que suele haber una fina capa de fibrocartílago que hace que no se desprenda con facilidad, para ello hay que usar desperiostizadores o pinzas de reducción de fragmentos.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Una vez retirado el fragmento, cerramos la articulación por capas y despertamos al animal de la anestesia.
La recuperación es muy variable, habrá perros que en dos días mejoren muy ostensiblemente y otros que tarden un poco más, pero a todos les habremos paliado un problema muy grave.

Igualmente, son pacientes que tendrán que seguir con un tratamiento médico toda su vida, en función del grado de artrosis que haya generado esta patología.

Dr. Felipe de Frutos.
Clínica Veterinaria El Parque. Talavera de la Reina.

Posted in: Blog

Leave a Comment (0) →

No unión de proceso ancóneo en un pastor alemán. Fijación con tornillo y osteotomía de cúbito proximal.

La no unión de proceso ancóneo o NUPA, es una patología de las que comprenden la llamada displasia de codo, junto con la fragmentación de coronoides, ocd de epicóndilo medial y la incongruencia articular. Es una patología frecuente en razas como el pastor alemán, el gran danés, mastines, y otras razas grandes.
Se trata de una patología muy difícil de tratar, ya que depende muchísimo de lo precoz que sea el diagnóstico, cuanto antes se vea, más posibilidades habrá de que el perro quede bien. Lo que ocurre, es que el proceso ancóneo del codo y el resto del hueso del cúbito se desarrollan de forma independiente, y cuando el animal tiene unos 5 meses, se tienen que unir, para formar el codo perfecto, si con 6 meses no está unido, ya no se unirá por sí solo a no ser que hagamos algo, y si no hacemos nada, quedará suelto dentro de la articulación, provocando dolor, inestabilidad, y con el tiempo, mucha artrosis y más dolor.
Como tratamiento existen varias posibilidades, que son:
Tratamiento conservador, que suele ser a base de Antiinflamatorios, condroprotectores, dieta, fisioterapia, natación, etc. Suele ser temporal y no da muy buenos resultados
Extracción del fragmento: cuando el perro ya ha superado los 8-9 meses de edad, y el fragmento ya se ha deformado y produce mucho dolor dentro de la articulación, al extraer el fragmento, le quitas el dolor y el perro mejora durante unos años.
Osteotomía de cúbito proximal, consiste en hacer un corte en el cúbito, para que el tendón del triceps se relaje y se prodizca la unión de forma natural, deben ser animales muy jóvenes, y no siempre funciona.
Fijación del proceso con tornillo y osteotomía, es muy importante seleccionar muy bien al paciente, deben tener como máximo 8 meses y que no exista deformidad en el proceso ancóneo. Es más compleja, porque hay que poner un tornillo de compresión interfragmetaria desde el proceso ancóneo hasta el cúbito. Además, se hace el corte en hueso para aliviar tensiones y que una mejor.

El caso que nos ocupa es el de un Pastor Alemán, de 6 meses, con cojera de su Extremidad anterior derecha, dolor a la manipulación y crepitación en la articulación del codo. Le hacemos radiografías de ambos codos y se ve muy claramente el problema, en la parte posterior del codo derecho se ve la no unión del ancóneo.

RAD1

RAD2

Al tratarse de un animal tan joven y sin cambios degenerativos, le planteamos su resolución con tornillo y corte del hueso.

En la cirugía, hacemos un abordaje, caudo lateral del codo y visualizamos el proceso ancóneo, parece que está unido, pero al tocarlo se mueve un poco.

1

El siguiente paso es hacer el primer agujero en el proceso ancóneo, que es el agujero piloto del tornillo, y a continuación seguimos taladrando con una broca más fina a través del proceso ancóneo hacia el cúbito, haciendo el agujero donde el tornillo roscará

2

3

Después, pasamos el tornillo, en este caso uno de titanio de 2.4 mm, que es más biocompatible, y lo apretamos hasta que se vea que empieza a comprimir la cabeza sobre el proceso y se queda éste bien fijo.

4

5

Por último hacemos la osteotomía o corte en el cúbito, siempre de manera oblicua, para que luego una mejor, cerramos y hacemos placas.

RAD3

Al mes, observamos que el proceso ancóneo está un poco más unido, y que el cúbito está en plena fase de osificación.

RAD4

A los cuatro meses, el perro camina perfectamente, y en las radiografías vemos que el proceso ancóneo está prácticamente unido y el cúbito soldado del todo. Además, el animal no tiene dolor ni crepitación en la articulación. Siendo el resultado final muy satisfactorio.

RAD5

Gracias a esta cirugía, hemos conseguido salvar una articulación muy importante en el perro, que, de no haberla hecho, le habríamos condenado a quedarse cojo toda la vida. Lo más importante fue la realización de un buen diagnóstico y muy precoz, lo que nos permitió utilizar la mejor alternativa para este paciente.

Dr. Felipe de Frutos
Clinica Veterinaria El Parque. Talavera de la Reina.

Posted in: Blog

Leave a Comment (0) →

TTA con cuña porosa, técnica mixta en un labrador con rotura de ligamento cruzado.

Hoy publicamos una técnica que realizamos muy habitualmente, la TTA, cirugía para corregir la rotura del ligamento cruzado en perros. Pero en este caso realizamos una variante que, según nuestra opinión, mejora y facilita la técnica. Con está técnica, lo que conseguimos es modificar la anatomía de la rodilla para que el ligamento cruzado no sea necesario, y así, el perro vuelve a utilizar la pata perfectamente
Primero hacemos las radiografías para realizar los cálculos adecuados de la cirugía

DANA LCA TTA0002

Se empieza realizando la técnica de manera habitual, con el abordaje medial a la cresta tibial, y preparamos el corte u osteotomía de la manera tradicional.

DSC_1864

Completamos el corte separando toda la tuberosidad tibial y realizamos el avance adecuado utilizando el instrumental de siempre.

DSC_1865

Ahora es cuando viene la variación, Introducimos una cuña de titanio porosa en el hueco que nos queda con el avance, a la cual le hemos cortado la mitad de la rejilla de titanio, para poder realizar la reducción completa de la osteotomía por distal.

DSC_1866

Lo que queda de cuña porosa queda perfectamente encajado en el hueco y no es necesario atornillarla, ya que queda muy fija, al no tener que poner estos implantes, la técnica es menos invasiva.

Como hemos cortado toda la tuberosidad tibial, lo que hacemos para fijarla, es poner una placa tradicional de TTA, con tres tornillos por proximal y dos en distal, de titanio también. Y ésto nos proporciona una estabilidad perfecta en la cirugía.

DSC_1870

DSC_1869

Básicamente hemos cambiado las cajas de separación atornilladas tradicionales, por una cuña porosa cortada que es mejor para la producción y consolidación del hueso.

DANA LCA TTA0000

DANA LCA TTA0001

La recuperación del perro es bastante rápida y las complicaciones suelen ser mínimas y de fácil resolución.

Dr. Felipe de Frutos.
Clínica Veterinaria El Parque. Talavera de la Reina

Posted in: Blog

Leave a Comment (0) →