Blog

Aviso: El contenido de este blog puede herir la sensibilidad del usuario

Archive for junio, 2015

Paladar hendido congénito en un podenco.

Seguimos con casos curiosos de cirugía en la cavidad oral. En este caso un paladar hendido congénito.
El paladar hendido en perros es un defecto congénito en el que no se llega a producir la fusión completa del paladar, dejando una comunicación entre la cavidad oral y la nasal.
Esto produce muchos problemas en los cachorritos que nacen con ello, ya que cuando intentan tragar algo, de les va a la nariz y tienen mucho riesgo de ahogarse con la comida.
Es muy importante, los primeros meses, alimentarles con una sonda y dieta blanda, hasta que alcancen un tamaño ideal para poder operarlos, que suele ser a los tres meses o así.
El caso que nos ocupa es un podenco de tres meses que se presenta en consulta con un paladar hendido que afecta a toda la maxila, incluso el paladar blando, como podéis ver en la foto:

2

Para facilitar la cirugía, hacemos una intubación orofaringea a través de la piel, así dejamos la boca más libre y no nos molesta el tubo endotraqueal. Ponemos al perro en posición de decúbito supino, es decir, mirando hacia arriba y fijamos la cabeza para que no se mueva.

1

Empezamos liberando y suturando el paladar blando, que es el que está más al fondo de la cavidad oral, y, a continuación, hacemos la técnica de liberación y deslizamiento de dos colgajos de paladar paralelos a la hendidura.

3

4

Es muy importante liberar completamente los colgajos y dejar unas incisiones de descarga por lateral, esto nos permitirá hacer una sutura sin nada de tensión.
Hay que tener cuidado con las arterias palatinas, que salen del hueso a nivel del cuarto premolar y que hay que respetar para no perder la vascularización, como veis en la imagen.

5

6

Una vez liberado los colgajos, hacemos una primera capa de sutura directa con el resto de paladar que no hemos levantado.

7

A continuación, empezamos a suturar los colgajos con puntos sueltos, en este caso hemos usado un 4/0 reabsorbible multifilamento.

Al terminar la cirugía, todo el defecto se encuentra tapado, y hemos tenido que hacer una pequeña variante para poder tapar un agujero en la zona más rostral del paladar, por eso aparece un poco desviada la sutura.

8

Recomendamos reposo y una dieta líquida durante los primeros días, para evitar la dehiscencia de las suturas. Cuando viene a revisión el perro, a los diez días, vemos un cierre completo del defecto sin ningún tipo de complicación o recidiva, dándole de alta para poder hacer vida normal

9

Dr. Felipe de Frutos.
Clínica Veterinaria El Parque. Talavera de la Reina

Posted in: Blog

Leave a Comment (0) →

Mandibulectomía rostral para extirpar un tumor maligno en un Yorky.

En ciertas ocasiones, es necesario realizar cirugías aparentemente muy agresivas en nuestras mascotas, si lo que queremos hacer es curar una enfermedad, que de otro modo, le hubiera costado la vida.
Es el caso del siguiente yorky, que presentaba un tumor muy agresivo en su mandíbula, un carcinoma de células escamosas, diagnosticado por biopsia y al que le hacemos una placa para valorar cómo de afectado está el hueso de la mandíbula y hasta donde tenemos que ser agresivos con nuestra cirugía.

PIPOPOST0000

Decidimos hacer una mandibulectomía amplia para extirpar completamente el tumor y dejar un margen de unos 3 cm.

DSC_1073

DSC_1072

Se prepara el perro para la cirugía aislando el campo quirúrgico para mantener la esterilidad en la medida de lo posible.

DSC_1074

Vamos disecando los tejidos blandos para luego tener tejido para poder reconstruir la mandíbula.

DSC_1075

Procedemos a cortar el hueso utilizando una sierra oscilante con irrigación, una vez acabado el corte, nos aseguramos de que los márgenes sean suficientes.

DSC_1076

DSC_1078

Empezamos a reconstruir la cara utilizando la piel adecuada que nos ha sobrado y procurando mantener un margen con respecto al tumor.

DSC_1084

DSC_1081

Una vez terminada la cirugía, el aspecto final es bastante aceptable, cosa que va mejorando según pasa el tiempo.

DSC_1086

DSC_1087

Fotos a los 2 meses postcirugía.

DSC_1321

DSC_1322

Aunque parezca muy agresiva,la cirugía en estos casos puede llegar a ser curativa, a pesar de lo maligno que es este tipo de tumor. Por lo pronto, hemos conseguido darle al animal una mejor calidad de vida y mayor esperanza de vida.
El perro actualmente hace vida completamente normal, lo único que la comida ha de ser un poco blandita, pero se ha adaptado muy bien a su nueva condición y está tan feliz.

Dr. Felipe de Frutos.
Clínica Veterinaria El Parque. Talavera de la Reina

Posted in: Blog

Leave a Comment (0) →